Gamesa consolida su presencia en Brasil con un nuevo contrato de suministro de 258 MW

Imagen de energelia

Gamesa ha firmado un contrato de suministro de 258 MW para los 10 parques que Santa Vitória do Palmar Holding -integrada por el fondo de inversión Río Bravo Energía I y Eletrosul (filial de la eléctrica nacional Eletrobras)- promoverá en el Estado de Río Grande do Sul, al sur del país.

El acuerdo incluye el suministro e instalación de un total de 129 aerogeneradores G97-2,0 MW, así como los servicios de operación y mantenimiento durante 20 años. Gamesa prevé el inicio de la instalación de las turbinas a finales del primer semestre de 2013 y su conclusión en el primer trimestre de 2014.

El valor de la operación asciende a 843 millones de reales brasileños (340 millones de euros, aproximadamente, al cambio actual). Durante la construcción de los parques se generarán más de 1.500 empleos, directos e indirectos. Una vez iniciada su explotación, estos 10 parques eólicos producirán aproximadamente 957.000 MWh de electricidad al año, lo que equivale a las necesidades energéticas anuales de 510.000 hogares brasileños, y evitarán la emisión de más de 370.000 toneladas de CO2 al año.

Suministro de 652 MW en tres de los estados brasileños con mayor recurso eólico

Poco más de un año después del inicio de su producción industrial en el país, Gamesa logra consolidar su presencia en el mercado eólico brasileño, donde en los últimos meses ha conseguido contratos de suministro por un total de 652 MW, en proyectos que se desarrollan en tres de las principales zonas con recurso eólico del país: Ceará, Bahía y Río Grande do Sul.

Este nuevo contrato tiene connotaciones importantes para la compañía, no sólo por la envergadura del proyecto -se trata de uno de los pedidos de suministro más importantes en el mercado eólico brasileño-, sino por el hecho de tratarse del primer contrato firmado con una filial de la compañía nacional eléctrica del país -responsable del 36% de la generación eléctrica de Brasil- con presencia además en Uruguay, Perú, Nicaragua, Argentina y Venezuela. 

“Este pedido refuerza la apuesta de nuestra compañía por el mercado eólico brasileño, prioritario en nuestro planes de desarrollo global”, explicó Edgard Corrochano, Director Regional de Gamesa en Mercosur. “Seguimos avanzando en Brasil con una estrategia de negocio que combina nuestro liderazgo global con el conocimiento local; la consolidación como fabricante de referencia y competitivo, en términos de Coste de Energía, flexibilidad y fiabilidad; y el compromiso con el desarrollo de las comunidades, en términos de creación de empleo y generación de riqueza, con compras y alianzas con proveedores locales".

Ronaldo dos Santos Custódio, Director de Ingeniería y Operaciones de Eletrosul, comentó que “este proyecto consolida a Eletrosul como uno de los principales ‘players’ del sector eólico y establece una fuerte y comprometida relación con Gamesa”.

El Cono Sur y LATAM, impulsores de la actividad de Gamesa

En julio de 2011, y tras meses de presencia comercial, Gamesa iniciaba la producción de turbinas eólicas en su planta de Camaçari, en el Estado de Bahía, en Brasil, base de operaciones de su estrategia de expansión en Mercosur. Desde entonces, se han sucedido contratos de suministro con promotores eólicos de referencia, al noreste y sur del país, y los trabajos de identificación y desarrollo de una importante cadena de suministro local. 

Para Gamesa, Latinoamérica y el Cono Sur se han convertido en principales mercados impulsores de la actividad de la compañía en los últimos meses; áreas geográficas que a junio de 2012 representaban el 40% de sus ventas totales. En la actualidad, Gamesa cuenta con presencia en países como Brasil, México, Uruguay, Nicaragua y República Dominicana.

Gamesa

shadow